Se llama Zita y es voluntaria

27

May 14

0

 Hace dos años llegó al Centro de Atención Ambulatoria de Proyecto Hombre en Madrid, y lo hizo con la misma sonrisa con la que recuerda aquel día.

ZITA ELEGIDA POR DANIDice que tiene 77 años, aunque solo de “edad” porque si la observas y la oyes hablar, creerías que estás ante una persona “sin edad”. Una persona activa, dinámica, alegre, atenta, VITAL, que tres días por semana contagia su vitalidad incluso a través del teléfono.

Zita colabora en la recepción del Centro de Atención ambulatoria, donde recibe a las personas que acuden a solicitar tratamiento y atiende a las que lo hacen por teléfono. Dice que haciendo esas pequeñas cosas con una sonrisa se siente útil y agradecida. Agradecida de poder ver evolucionar a las personas y de disfrutar junto a ellas de su bienestar y su conversación.

Como la mayoría, Zita tiene su propia historia y sus motivaciones. Confiesa que llegó a Proyecto Hombre porque una prima suya tuvo que traer a su hijo a realizar tratamiento. Desde entonces no ha fallado ni un solo día; ni ella, ni su sonrisa.

Emocionada cuenta que no hace ningún favor a nadie, que ha llenado un vacío que no le correspondía a nadie de los suyos que ya ocupaban su lugar.

“El favor me lo hacen a mí pudiendo ser voluntaria a mi edad. Yo soy la que está agradecida, y se conmueve al decirlo.

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR