La Cocaína

01

Jul 14

0

Tired man

La cocaína es una de las drogas más adictivas que existen. Se trata de un potente estimulante del sistema nervioso central que se obtiene a partir del procesamiento químico de las hojas del arbusto de coca.

Existen varias formas distintas de consumir esta droga (esnifada, fumada, inyectada, etc.) y los efectos y la rapidez de sus síntomas varían en función de cada modalidad, aunque todas ellas conllevan altas tasas de adicción y dependencia.

España sigue siendo el segundo país de la Unión Europea con mayor consumo de cocaína, según un estudio de 2013 elaborado por el Observatorio Europeo de Drogas y Toxicomanías (OEDT).  Según la Encuesta Domiciliaria sobre Alcohol y Drogas en España (EDADES) 2011-2012, que elabora la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas cada dos años , el 2,3% de la población consumió cocaína el último año (un 0.4% menos que en 2009). Sin embargo, este porcentaje aumenta hasta el 3.6% en personas de entre 25 y 34 años.

 

EFECTOS A CORTO PLAZO

Los efectos de la cocaína son perceptibles de manera casi inmediata después de una sola dosis y generalmente desaparecen antes de una hora.

–      Estado de excitación motora y aumento del nivel de actividad de la persona.

–      Cambios emocionales variados que van desde la euforia intensa, la ansiedad y la depresión hasta la paranoia,  el  pánico y la psicosis motivada por alucinaciones.

–      Aumento aparente de la capacidad de atención y concentración.

–      Aumento del ritmo cardíaco, la presión sanguínea y la temperatura.

–      Disminución temporal del apetito y de la necesidad de dormir.

–      Dilatación de pupilas.

EFECTOS A LARGO PLAZO

–      Adicción.

–      Reducción de la capacidad de experimentar placer de forma natural.

–      Propensión a enfermedades neurológicas: trastornos psíquicos como ideas paranoides (de persecución,  de grandeza…), depresión, cuadros de psicosis, esquizofrenia, etcétera.

–      Alteraciones cardiovasculares y neurológicas: hemorragia cerebral, infarto de miocardio, trombosis cerebral…

–      Alteraciones del estado de ánimo: cambios bruscos de humor, irritabilidad, ansiedad, agresividad…

–      Insomnio.

–      Cambios fisiológicos: impotencia, alteraciones menstruales, infertilidad.

Tags:

Dejar un comentario


CAPTCHA Image
Reload Image

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies